Lahabrea Svara

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Lahabrea Svara

Mensaje por Fal'cie Etro el Mar Nov 25, 2014 6:50 am



Lahabrea Svara



EDAD
26

RAZA
Cetra

COSMOLOGÍA
Menphina, La amante (14 de febrero)

ALINEAMIENTO
Caótico neutral

PROFESIÓN
Mago negro

ORIGEN
Burenberg

FACCIÓN
Neutral



APARIENCIA

Svara es una chica mona, de largo pelo ondulado, con los ojos grandes y la sonrisa siempre…

No, qué coño. No es nada de eso. ¿Que las pautas sociales decían que había que trenzarse la melena? Pues ella se la cortó. Sí señor. Cogió un día las tijeras y, ¡zasca! Y tan mona que quedó. El pelo, de un tono oscuro azulado, le conjunta maravillosamente con sus ojos de color miel claro. Tiene unos labios preciosos, y siempre la verás con un maquillaje muy marcado que realza sus rasgos. Tiene un significado; son la representación de las lágrimas que vertió por unos seres queridos… pero eso es otra historia.

Tanto las manos como los pies son pequeños, pero su figura resalta bien entre su capa y los pocos metros de tela que lleva encima. ¿Qué si pasa frío? Pues no, porque para eso es maga. Eso sí, es un poco bajita… aunque mejor no se lo digas.

PERSONALIDAD

Viendo lo que hizo con su pelo, habrás podido deducir ya que aquí la señorita Svara tiene un par de pantalones bien puestos. Es elegante, sus movimientos suelen ser muy armoniosos y siempre camina con paso decidido y muy femenino. Tiene un tono de voz algo meloso, pero no empalagoso. Como una taza de chocolate caliente en un día de invierno. Su estatura no le resta sensualidad, y es muy consciente de ello. Eso sí, ni se te ocurra nombrarlo si no quieres conocer toda la fuerza de la magia sobre ti.

Le cuesta ligarse a la gente, entablar amistad y confiar en las personas, aunque tiene una labia considerable. Es pura fachada, por supuesto. Eso sí, cuando lo hace, cuando logra confiar en alguien, lo hace ciegamente, y es la compañera más fiel que hay en el mundo. ¿Un secreto? Serás una persona de confianza de Svara una vez sepas su nombre de pila, el cual nunca usa. Además, no soporta la traición; pero no la traición de nobles a sus reyes y cosas así. No. La traición de verdad. Como la que sufrió ella, el motivo por el que se ha quedado tan sola…

SINOPSIS

Querido Thomas:

Te quise, ¿sabes? Más que a nada y a nadie en el mundo. No tuve otro remedio, ¿verdad? Igual que mis padres, que te quisieron como a un hijo. Lo mismo. Te quise, Thomas, y te sigo queriendo, a pesar de lo que me has hecho y de lo que sé que me harías si tuvieras oportunidad. Algún día dejaré de hacerlo, por supuesto. Empiezo a notar ya la mancha negra en el corazón que me lo va consumiendo y alejando del mundo, y todo gracias a ti. Te lo di todo. Todo. Mi vida, mi compromiso. Un matrimonio que creí feliz; un matrimonio que era feliz.

Hoy terminé antes con las tareas. Me dio tiempo a pasar por casa de mis padres. Llegaron, ¿sabes? Con palos, piedras, antorchas, estacas y hoces. Con fuego, ira y destrucción. Los vecinos de Burenberg, con los que tantas cosas he vivido, llegaron a mi casa proclamando tu nombre y mi secreto. Mi madre me hizo esconder en el refugio de tornados, y ellos nunca supieron que estaba allí. Salieron los dos, los vi por las rendijas del suelo. Tenían el rostro serio, decidido, y supe que jamás me traicionarían. No como tú. Me has delatado, y por eso los cadáveres de mis padres cuelgan ahora con la garganta abierta del techo de la cocina. Me tapé la boca para no gritar. Me cayeron las lágrimas sin quererlo. Pero cuando la sangre de mis padres goteó y se filtró por el suelo, cuando me cayó en los labios, no lo pude evitar. Exploté. Y me los llevé por delante. A todos, Thomas, a todos y por tu culpa. Los maté. Hice justicia. Los desgarré uno a uno, y eso haré contigo.

Olvídate. No intentes huir, ni correr. Es tarde, querido mío. La carta está impregnada de veneno; veneno que ha entrado en tu sistema nervioso a través de tus dedos, de tu nariz y, casi, de tus ojos. Estás muerto, mi amor, y contigo termina mi venganza. Te doy las gracias, de todos modos. Me has hecho más fuerte, más resistente y, por qué no decirlo, más poderosa. Ahora no tengo miedo de mi magia. Me la llevaré, la potenciaré. Alzaré el apellido de mis padres hacia el cielo, como se merece. Pero tú, querido mío… tú te puedes ir al infierno.

Siempre tuya;
Svara, la cetra.




VIRTUDES

Concentración avanzada
“Se quedó ahí, con la vista fija… y daba igual lo que le dijeras. No la despegaba. Daba un poco de miedo”.
(Gillyan McKenzie; posadero de La dama de azul)

Contactos
“Una vez le pregunté: ‘¡eh, Svara! ¿Cómo es que conoces a tanta gente?’ Y ella me dijo: ‘Sarah, querida, hay que tener amigos hasta en el infierno. Por suerte para ti, yo tengo unos cuantos’. ¡Y digo si tenía razón, la joía!”
(Sarah la Rubia; prostituta)

Falsificación
“¡Eso es imposible! ¡Le digo que yo no he firmado esa carta! ¡No lo he hecho!”
(Jonathan Ulterior, ante la carta de confesión del asesinato de tres niñas que apareció en el despacho del alcaide)

Maestría del disfraz
“Os juro que la vi. Me guiñó un ojo y, cuando parpadeé, ya no estaba. Sólo había una vieja que pedía limosna”.
(El pequeño Jimmy; huérfano de las calles de Alexandria)

Percepción
“Imposible ganarle una mano a esa mujer. Imposible. Se cosca de todo. No se puede ir de farol con ella”.
(Bill Trims; amante de los juegos de cartas)

Valores familiares
“No, nadie sabe dónde está. Pero, si quieres mi opinión, fue ella. La culpa fue de esos tontos, claro. No se juega así con una cetra. Vengó a su familia… y a mí eso, qué quieres que te diga, me pareció de lo más humano”.
(La vieja Rose; anciana natal de Burenberg)



DEFECTOS

Egolatría
“Jamás he visto a una mujer que se quisiera tanto a sí misma. ¡Y trabajo en un burdel de lujo!”
(Tress Golden-plate; prostituta de lujo)

Fobia a la sangre
“Sí, estuvo aquí. Una vez. Intenté enseñarle un par de cosas, pero fue imposible. En cuanto veía un poco de sangre… pum. Se quedaba petrificada”.
(Albert Heimgurg; doctor en el Hospital Central de Alexandria)

Irritante
“Yo no la soporto. Y creo que nadie lo hace, en realidad. Pone de los nervios a cualquiera”.
(Paul Rogers; portero del establecimiento Las rosas rojas)

Temeraria
“Algunos lo llaman valor. Yo lo llamo estupidez. Tirarse así como así a la boca del lobo no trae nada bueno, te lo digo yo”.
(Robert Robsen; tabernero)

Vengativa
“Uno a uno, ya te digo. Les dio con no sé qué magia, y después cogió un cuchillo y les rajó las tripas. Los dejó colgando de la cuerda de tender, como si fueran banderas. Y todo porque mataron a sus padres”.
(Juana la cotorra; natural de Burenberg)





Registro de Batalla

Combates PVP ganados: 0
Combates PVP perdidos: 0
Combates PVP empatados: 0

Combates PVM ganados: 0
Combates PVM perdidos: 0

Combates BOSS ganados: 0
Combates BOSS perdidos: 0

Misiones  de facción completadas: 0
Misiones de nación completadas: 0
Misiones libres completadas: 0
Misiones de facción fallidas: 0
Misiones de nación fallidas: 0
Misiones libres fallidas: 0
avatar
Fal'cie Etro
La Vigilante
La Vigilante

Mensajes : 203
Fecha de inscripción : 20/09/2014

Ver perfil de usuario http://ffrenascentia.foroweb.org

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.